Lanas minerales y su protección frente al ruido


Por David Lanchas

Las lanas minerales (lanas de vidrio y lanas de roca) son materiales ampliamente utilizados en todo el mundo desde hace años. En este sentido pueden considerarse como productos clásicos, situados como líderes en el campo del aislamiento.

Pero siendo un producto clásico, sus características tecnológicas lo convierten en el más adaptado para responder a las necesidades de nuestra sociedad actual y futura, sensibilizada por una creciente preocupación hacia el hombre y su entorno, buscando la mejora de la calidad de vida, la seguridad de las personas y bienes y la necesaria conservación del medio ambiente.

Las lanas minerales contribuyen de un modo muy positivo a satisfacer todas estas necesidades sociales. Desde el punto de vista técnico, Uno de los requisitos esenciales, que deben cumplir estos materiales en las obras es su propiedad de aislamiento acústico.

tres los que atañen muy específicamente a sus características aislantes.

Productos naturales

El origen de las propiedades de estos materiales está en su composición y forma de obtenerlas. Las lanas minerales son productos aislantes constituidos por un entramado de filamentos de materiales pétreos, que forman un fieltro o una placa, que mantiene en su interior aire en estado inmóvil.

La arena sílica es la materia prima utilizada en la producción de lana de vidrio, mientras que la lana de roca se obtiene a partir de rocas diabásicas (basaltos, principalmente). Las lanas minerales son, en definitiva, productos naturales transformados únicamente en su aspecto externo, mediante el proceso productivo. De su constitución, se deriva una de sus propiedades importantes como es la de aislamiento acústico.

Protección acústica

El nivel sonoro que se percibe en le interior de un local está compuesto de la transmisión directa al receptor de las fuentes sonoras existentes y de la componente reverberada. Esta componente reverberada es consecuencia de los múltiples choques de las ondas sonoras con los cerramientos del local y que llegan al receptor como un incremento del nivel sonoro debido a las ondas directas.

La componente reverberada es tanto más grande (mayor ruido percibido), cuanto más reflectantes al sonido sean las superficies de los cerramientos del local.

Los productos habituales vistos en un local (vidrio de ventanas, yeso, hormigón, mármol…) son productos muy poco absorbentes sonoros.

Es posible reducir sensiblemente el valor de la componente reverberada, sin más que añadir a las superficies internas del local elementos absorbentes sonoros, como es el caso de las lanas minerales.

Productos de aplicación típicos, son los techos acústicos, baffles y paneles decorativos. Así se consiguen reducciones de la intensidad sonora ambiental hasta el 10% de la primitiva, generada por la palabra, música, ofimática.

Las propiedades

Las propiedades de absorción acústica o atenuación de las lanas minerales (caracterizadas por un coeficiente de absorción α) pueden lograr hasta un 50% menos de peso de emisiones de ruido de los procesos industriales en el ambiente, especialmente en áreas urbanas.

La lana mineral con altos valores de resistencia al flujo de aire longitudinal, alta elasticidad y altos valores de absorción al sonido α, pueden reducir significativamente las emisiones de ruido en estas construcciones. Con otras gamas también se puede lograr un ahorro significativo de peso de hasta 50%, en comparación con las construcciones tradicionales de lana de roca.

Reducción de sonido

Estos materiales están hechos de piedra, con una orientación de fibra no direccional y una densidad más alta, lo que significa que atrapa las ondas de sonido y amortigua la vibración.

Al ser fácil de cortar para adaptarse a cables, tuberías, tomas de corriente y elementos de servicios, el aislamiento acústico es rápido y fácil de ajustar por fricción sin dejar huecos o grietas, lo que puede reducir significativamente el rendimiento.

En áreas de trabajo ruidosas, las técnicas de reducción de sonido se pueden utilizar para complementar la absorción de sonido. Las construcciones reductoras de sonido que utilizan el principio masa-masa de resorte, o cápsulas de sonido, pueden ser particularmente útiles para reducir las

A menudo se recomienda la lana mineral acústica debajo de los pisos cuando se realiza un trabajo de insonorización junto a la pared o suelo de una sala de fiestas. Esto ayudará a disminuir el sonido que viajará a través de la pared o suelo de la fiesta al lado del piso. Idealmente, el vacío debe ser empacado y la lana mineral aplicada alrededor de 0.6-1m de profundidad con fuerza contra la pared de la parte llenando este vacío.

Sistemas Interiores
Author: Sistemas Interiores

Se trata de una publicación innovadora que hablará de esta arquitectura singular que cada día tiene más cabida en el mundo de la construcción. La revista pretende ser una puerta abierta a la comunidad de arquitectos, aparejadores, prescriptores, fabricantes… que contarán en el mercado con esta nueva revista de manera trimestral.

Anterior Particiones de placas de yeso laminado
Siguiente Construcción interior en paneles de yeso